Periodista Alberto Tinoco Guadarrama compartió sus experiencias en Tijuana Innovadora

Periodista Alberto Tinoco Guadarrama compartió sus experiencias en Tijuana Innovadora

10 de noviembre de 2016

“Sólo se cuida lo que se conoce, y sólo se quiere lo que se cuida” es la simple premisa con la que funciona la producción de “Por el Planeta”, programa de Televisa, que desde hace tres años pretende mostrar a la audiencia  los problemas que enfrentan lugares y especies en peligro de extinción.

El el último día de actividades de Tijuana Innovadora, dedicado a la “Sustentabilidad”, reportero de Investigaciones Especiales de Noticieos Televisa, Alberto Tinoco Guadarrama, ofreció una Conferencia donde  narró las experiencias de su trabajo y mostró fragmentos de las algunas de las emisiones que han salido al aire. 

Explicó al público que a través de crónicas, reportajes o documentales, busca primero que nada mostrar entornos y animales que muchos no conocen, y sin con eso lograr crear la conciencia de que hay que cuidarlos, “pues ya salimos ganando”.

Tinoco, con 20 años de carrera,  narró que desde mientras reporteaba noticias generales de repente había temas de la naturaleza, como Cabo Pulmo, que le impresionaban, por lo que desde hace 10 años se empezó a interesar en esas temáticas, hasta que en 2013 se concretó “Por el Planeta”.

“Ya es un proyecto en forma, que tiene una producción con salida al aire periódica y estamos terminando la tercera temporada, y vamos por la cuarta. Ojalá yo hubiera sido biólogo, veterinario, oceanologo, pero no, soy reportero, y el proyecto nace para dar a conocer lo que exste y que la gente se preocupe de que eso pueda desaparecer”, expuso.

Aseguró que no busca rating sino que el público se maravilles igual que él, como el caso de los tres jaguares,  a los que les pusieron un collar satelital y les dieron seguimiento por un año, “y de los tres que lograrmos registrar nos mataron a dos, insistimos mucho con la PROFEPA, el juguar tiene una gran importancia desde la época precolombina, pero no pasó absolutamente nada, y ahí es cuando uno se frustra”.

“También para mí el asunto de los mares ha sido un descubrimiento. Yo buceaba de manera recraeativa, y lo sigo haciendo, pero ahora buceo con gente que sabe mucho y cuando te explican el  comportamiento de los tiburones, por ejemplo, es un verdadero lujo tener esa posibiliad de ver estos animales y entender su comportamiento. Los tiburones me han emocionado a más no poder y creo que ahora que me metí a bucear con ellos los entiendo mejor”, comentó emocionado.

Considera el periodista que contrario a lo que se pudiera pensar, el televidente sí es rececptivo a esos temas,  “cuando generalmente los temas de medios ambiente o las crónicas sobre naturaleza se quedan relegadas o sólo las metemos cuando hay una denuncia, sin embargo, por lo menos en nuestro caso, hay una verdadear intención, es una iniciativa generosa”.

Tinoco indicó que aunque hay muchos programas del mismo tema y formato, estos regularmente están dirigidos a un nicho, “mientras yo trato de explicarle de la manera más entendible lo mismo a un taxista, ama de casa, un estudiante y hasta a un científico. Aunque luego los científicos nos dicen ‘ustedes son muy superficiales’, y la gente común y corriente nos dice ‘ustedes con muy complejos’.

Entre las mayores satisfacciones que le ha dado esta faceta de sus trabajos mencionó sus tres visitas al Polo Norte, “algo que nunca lo imaginé, era un sueño guajiro, desde niño lo deseé. Igual el Polo Sur, la Panínsula Antártica, uno de los pocos lugares que quedan intactos, hay turismo ecológico pero es muy caro ir ahí, donde todavía los pinguinos y se preguntan `¿qué es este bicho?’ y se te acercan y te muerden la bota”.

Cuando a Alberto Tinoco le preguntan cuántos países conoce, responde que eso no importa, “lo que conoces en el camino, lo que aprendes al recorrerlos, eso es el viaje mismos”.